Las notas del cerrojo canario

San Luis derrotó a Colo-Colo y en Tribuna Pinto analizamos los rendimientos individuales en nuestro tradicional 1×1.


Cano (5.0):
Fue un partido extraño del portero, ya que erró en lo que es una de sus fortalezas. En varias oportunidades salió jugando por abajo cuando la defensa estaba mal posicionada arriesgando innecesariamente y además erró el 54% de los pases entregados. Pero en cuanto a lo defensivo fue todo lo contrario, estuvo atento a salir a achicar espacios cuando lo ameritaba y estuvo correcto en controlar los remates al arco.

Ramírez (4.7) Venía jugando permanentemente como stopper por derecha y en esta ocasión desempeñándose como líbero se le vio mejor que en anteriores presentaciones. En reiteradas oportunidades se adelantó en campo contrario buscando provocar espacios para desequilibrar, pero le faltó capacidad técnica y conocimiento del puesto para cumplir aquella función a la perfección. Debe mejorar los tiempos para llegar a la marca, ya que por ejemplo la falta a destiempo sobre Ramón Fernández podría haberle resultado una expulsión temprana en el partido.

Silva (5.5) Su aparición fue una apuesta del DT que le funcionó a la perfección. En los momentos en que el equipo se replegó supo sacar su tarea adelante, y sacar todo peligro latente de gol. Aquella presión defensiva la ejecuto también adelantándose hacia la mitad del campo, y se las arregló incluso para rematar a portería.

Vicencio (5.8) El capitán en esta ocasión jugo como stopper por izquierda, realizando una labor notable en defensa, siendo el mejor de la última línea canaria. Se las arregló para neutralizar todas las aproximaciones de Luis Pedro Figueroa en el 1er tiempo, y en el segundo tiempo cuando el equipo se reagrupo en campo propio intervino en los momentos precisos. Cerró el partido con 24 intervenciones defensivas, muy por sobre el promedio que tiene cada jugador del equipo por partido.

J.P. Gómez (6.0) En el arranque del partido estuvo al debe en tareas defensivas, ya que lo más peligroso del rival pasaba por su sector cuando le ganaban la espalda, pero con el correr de los minutos se afirmó y terminó por cerrar un buen partido. En lo defensivo fue el segundo jugador que más aportó después de Vicencio, y además mostró gran despliegue físico para proyectarse por la banda, encarar y conectarse con sus compañeros para levantar centros que terminasen en ocasiones de gol.

Leal (6.3) El inamovible del medio campo que fue la figura del equipo frente a Colo Colo realizó un doble trabajo, ya que corrió y presionó durante todo el partido para recuperar la posesión del balón, pero además se liberó en ataque buscando profundizar permanentemente, lanzando balones a las espaldas de los centrales albos. Incluso se las arregló para disparar de media distancia con peligro, siendo este un recurso muy poco usado por los canarios.

Rivas (4.5) Durante los minutos que estuvo dentro del campo su mejor aporte fue el orden táctico, pero estuvo lento en varias ocasiones para entregar el balón, y también en el reagrupamiento defensivo cuando el rival hacía la transición al ataque. En la segunda mitad el 23 canario levantó su nivel pero desafortunadamente salió sustituido tras presentar molestias físicas.

Abán (5.5) Presionó desde el primer minuto, se conectó de buena forma con Gómez y de una jugada colectiva entre ambos, le quedó el tiempo y el espacio para lanzar una buena asistencia que –mediante las licencias de Garcés- permitió a Lara convertir el primer gol. Además de esto estuvo rápido e incisivo en los contra golpes del segundo tiempo, los cuales estuvieron cerca de liquidar el encuentro antes. El trasandino es el corazón del equipo y la gente se lo hace saber, sus ganas de pelear cada pelota, aun cuando ya no habían piernas fueron aplaudidas por la fanaticada.

Martínez (4.5) El “Chon” sigue sin ser descollante en ofensiva. Su aporte radica en el despliegue físico por todo el campo de juego en pos de lo colectivo, presionando la salida del rival y recuperando balones en campo propio. Esto lo aleja del área rival y termina por rematar cansado en las pocas ocasiones en que puede hacerlo.

Escobar (5.0): Ante la ausencia de balones obligatoriamente se echó atrás, recuperó balones e intento conectarse con sus compañeros desde terreno propio. Más allá de esto no pudo hacer más, por lo que su aporte radicó en el reagrupamiento defensivo, terminó por echarse atrás y obstruir una construcción clara de juego en tres cuartos de cancha. A pesar de eso tuvo dos ocasiones claras en área chica las que lamentablemente no definió de buena manera.

B.Sagredo (6.0): Tras la ausencia del “Pipe” Saavedra fue al sacrificio jugando como lateral volante. Ante esto se le vio muy retrasado, dedicado casi completamente a la labor defensiva interceptando o recuperando balones en campo propio. La noticia negra del día fue su rotura de ligamentos, lesión que lo tendrá alejado de las canchas por alrededor de 6 meses. ¡Desde acá te deseamos una pronta y buena recuperación Boris!.

Los que entraron:

I.Lara (6.0) Entró y anotó, de ahí en más sumó a la tarea colectiva de aguantar el resultado y buscar en los contragolpes un gol que sentenciara el compromiso, siendo un buen aporte por la banda izquierda. Sigue siendo nuestra mejor alternativa en aquella posición ante la ausencia de la figura Felipe Saavedra.

Fdo. Saavedra (5.5): los minutos disputados le sirvieron para aportar a la tarea colectiva de aguantar el resultado y mantener la posesión del balón lo mayor posible.

A. Césped (.) Tras un largo tiempo sin jugar por decisión técnica, entró en reemplazo de un bajo G. Rivas. Aportó en aguantar los embates del rival pero una evaluación resulta injusta en base a la cantidad de minutos jugados y el contexto de partido

 

Miguel Ramírez (5.5): El técnico planteó un interesante partido frente al puntero del campeonato. Supo controlar y neutralizar lo mejor del rival sin renunciar a atacar en los momentos cuando más desprotegido quedaba este en retaguardia.

Los cambios estuvieron correctos y dotaron de mayor oxigeno un medio campo que recaía casi exclusivamente en los hombros de Braulio Leal.

En definitiva bien por el cheo, que poco a poco mejora la cara del equipo, cerrando bien los partidos cuando es necesario, sin regalar errores en defensa y sin abusar de la posesión lo que a veces terminaba exponiendo la última línea con los contragolpes del rival.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s